Prevén que aranceles aplicados por México a EU no excedan 15%

Si se piensa en una tasa más alta afectará en los precios al consumidor, alertan analistas; en algunos productos, el vecino del norte es el único proveedor para México

Después de la respuesta que tomó México en torno al tema arancelario del acero, para gravar algunos productos procedentes de Estados Unidos, expertos señalan que esos gravámenes estarán por debajo del 15 por ciento producto.

En entrevista con La Razón, Fernando Ruiz Huarte, director del Consejo Empresarial Mexicano de Comercio Exterior (Comce), mencionó que aunque México puede tasar dichos productos hasta con impuesto de 35 por ciento, bajo las normas de la Organización Mundial de Comercio (OMC); no lo hará porque podría afectar a los consumidores mexicanos.

En este sentido, refirió que de la lista de productos que dio a conocer el jueves la Secretaría de Economía (SE), los que más son consumidos por México son los productos de origen porcino, las láminas de acero, las manzanas y los quesos; los cuales difícilmente se podrían traer desde otros mercados.

“México puede subir 35 por ciento que es el techo que tienen ante la OMC, pero no creo que sea necesario, porque algunos productos de estos requerimos seguirlos importando, como los planchones de acero, que se utilizan en la fabricación de la industria automotriz; también a las manzanas y los quesos”, especificó.

El dato:

  • Productores de carne de EU están preocupados por los aranceles que anuncie México.

De acuerdo con datos del Sistema de Información Arancelaria Vía Internet (Siavi), dependiente de la Secretaría de Economía, los principales lugares de origen de las piernas y paletas de puerco, son sus socios del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN): Estados Unidos y Canadá; no obstante, el primero es el principal, con un valor de importación de 946 millones 460 mil 616 dólares; mientras que Canadá, apenas logra 122 millones 207 mil dólares.

Por su parte, José Luis de la Cruz, presidente del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico (Idic), aseguró que aunque los productos que tasó México no significan un impacto tan importante para la economía nacional estadounidense, sí lo hace de manera regional en algunos estados como Kansas, lo cual podría terminar por meter más presión al presidente Donald Trump para evitar los aranceles mexicanos.

“La medida de México fue muy bien pensada y buscaba dirigirlas a otros sectores comerciales, que son sensibles en Estados Unidos. Al final del día hay ciertos exportadores, sobre todo en la parte agrícola de ese país, que dependen de lo que le venden a México, si bien en términos económicos no tienen un peso tan grande en la economía del país, a nivel regional, sí hay una sensibilidad”, refirió.

Hace días, algunos productores estadunidenses de carne de cerdo externaron cierta incertidumbre por la medida mexicana, y refirieron que dichos gravámenes tendrán un impacto negativo para muchos consumidores de las industrias cárnica y ganadera en ambos lados de la frontera.

“Sería muy desafortunado que las exportaciones de carne de cerdo de Estados Unidos a México, que ofrecen enormes beneficios tanto para la cadena de suministro estadounidense como para los consumidores, importadores, procesadores, minoristas y restaurantes mexicanos, ya no disfruten de acceso libre de impuestos a este mercado crítico”, dijo el director general de la Federación de Exportadores de Carne de Estados Unidos (USMEF) Dan Halstrom.

Prevén impacto en la inflación

Aunque  el presidente del Idic aseguró que los productos  a los que se les impuso arancel tienen poca incidencia en la canasta básica, sí tendrán una afectación en los costos, con lo cual, se podría incrementar el nivel inflacionario.

Ruiz Huarte coincidió en ello y señaló que productos como las manzanas, que son de los que más importa México, se verían con incrementos en los costos, en el corto plazo, lo cual, sin duda afectará a los consumidores.

 “Al final del día son productos que México consume y que si los seguimos comprando a Estados Unidos, lo que va a pasar es que el consumidor mexicano va a pagar más por ellos, al fin del día, el arancel lo paga el consumidor o el productor”, especificó.

Ante esto, dijo que la respuesta es que México cambie de proveedores, aunque reconoció que esta opción no se dará en el corto plazo, por lo que la medida afectará momentáneamente los precios en México.

Se prevé que esta semana los aranceles por parte de México se publiquen, en el Diario Oficial de la Federación (DOF).

 Fuente; La Razón/Berenice Luna

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s