Nobel de Paz a grupo que hizo que 122 países dejaran armas atómicas

El líder del panismo ha antepuesto los espacios democráticos del PAN a un interés personal, en lugar de los intereses del partido, dijo Enrique Ochoa Reza.

El Comité Nobel Noruego otorgó ayer el premio Nobel de la Paz 2017 a la Campaña Internacional para Abolir de las Armas Nucleares (ICAN), que en julio pasado logró que 122 países adoptaran el Tratado de Prohibición de Armas Nucleares.

La concesión de este galardón llega en un momento en el que Corea del Norte aumenta su amenaza nuclear con la prueba de una bomba de hidrógeno en el mes de septiembre y las persistentes críticas de Estados Unidos a un acuerdo para limitar el programa nuclear iraní.

“La ICAN ha sido el actor líder de la sociedad civil en los esfuerzos para lograr la prohibición de las armas nucleares en el marco de la legislación internacional”, dijo la presidenta del Comité Noruego del Nobel, Berit Reiss-Andersen, al anunciar el premio.

  • El Dato: Desde septiembre, el Tratado de Prohibición de Armas Nucleares, ha sido firmado por 50 países y tres lo han ratificado.

Este organismo es una coalición de organizaciones no gubernamentales de 100 países.

Según explicó ayer el comité noruego mediante un comunicado, con este galardón se pretende “instar a los Estados nucleares a que inicien las negociaciones para la eliminación gradual en el mundo de 15 mil armas nucleares”. Se ha premiado a ICAN por su labor de “alerta” y por sus esfuerzos en conseguir un tratado que prohíba la proliferación de estas armas.

La agrupación trabaja para movilizar a las personas de todos los países para inspirar, persuadir y presionar a sus gobiernos y que éstos inicien y apoyen las negociaciones y así conseguir la firma de un tratado que prohíba las armas nucleares.

Además insta a los estados, las órganos internacionales, a las organizaciones de la sociedad civil y los demás actores a que se comprometan y reafirmen que cualquier uso de armas nucleares causaría un daño humanitario y ambiental catastrófico.

La distinción “envía un mensaje a todos los estados con armas nucleares y a todos los estados que contribuyen a la dependencia de las armas nucleares en materia de seguridad de que éste es un comportamiento inaceptable”, manifestó a la prensa Beatrice Fihn, directora ejecutiva de ICAN, con sede en Ginebra.

“No lo apoyaremos, no crearemos excusas para ello, no podemos amenazar con masacrar de forma indiscriminada a cientos de miles de civiles en nombre de la seguridad. Ésa no es la manera como se construye la seguridad”, afirmó.

Fihn dijo que le había preocupado “que fuera una broma” cuando recibió una llamada minutos antes de que se anunciara el premio. La activista dijo que no había podido creérselo hasta que oyó el nombre del grupo en televisión.

“El comité quiere enviar un mensaje a Corea del Norte y a Estados Unidos de que tienen que negociar. El premio también es un apoyo en clave para el acuerdo nuclear con Irán. Creo que fue sabio porque reconocer el acuerdo iraní en sí se habría percibido como apoyo al estado iraní”, dijo el historiador especializado en el premio Oeivind Stenersen.

Reiss-Andersen informó que se habían alcanzado prohibiciones similares para armas químicas y biológicas, minas terrestres y bombas de racimo.

“Las armas nucleares son aún más destructivas, pero no han sido objeto de una prohibición legal internacional similar”, manifestó.

La presidenta del comité dijo que “a través de su inspirador e innovador apoyo a las negociaciones de Naciones Unidas sobre un tratado que prohíba las armas nucleares, el ICAN ha jugado un importante papel para conseguir lo que equivale en nuestra era a un congreso internacional de paz”.

La ICAN ha sido el actor líder de la sociedad civil en los esfuerzos para lograr la prohibición de las armas nucleares en el marco de la legislación internacional”

Berit Reiss-Andersen,Presidenta del Comité Noruego del Nobel

Cuando los periodistas preguntaron a Reiss-Andersen si el galardón era básicamente simbólico, dado que no se han alcanzado medidas internacionales contra las armas nucleares, la presidenta respondió que “lo que no tendrá impacto es ser pasivos”.

La ICAN hizo campaña a favor del Tratado de Prohibición de Armas Nucleares, adoptado en la ONU. El 20 de septiembre, en primer día que el tratado estuvo abierto para su firma, 51 países lo firmaron y tres entregaron sus ratificaciones. El acuerdo necesita 50 ratificaciones para entrar en vigor y los que lo promueven confían en lograrlo.

EU, Rusia, Gran Bretaña, Francia y China boicotearon las negociaciones; mientras que India, Pakistán y Corea del Norte no votaron.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s