Reflexiòn de “La estupidez humana” de Umberto Eco

«Cuando yo era joven, había una diferencia importante entre ser famosos y estar en boca de todos. La mayoría querían ser famosos por ser el mejor deportista o la mejor bailarina, pero a nadie le gustaba estar en boca de todos por ser el cornudo del pueblo o una puta de poca monta# en el futuro esta diferencia ya no existirá: con tal de que alguien nos mire y hable de nosotros, estaremos dispuestos a todo.»

Gran acierto de su obra póstuma de Umberto Eco, “La Estupidez Humana”, en el siglo anterior se vislumbraba una nueva era tecnológica donde todo el mundo se encontraba esperando  los pasos agigantados que se avanzaría a este nuevo siglo que se está viviendo entre comunicaciones, desarrollo humano, inventos, pero sobre todo la tecnología.

El tema para analizar es saber si el avance tecnológico situó al ser humano en una “estupidez” o si la humanidad no se encontraba preparada para este avance tecnológico. El ser humano ha sido ególatra desde su historia, la lucha desenfrenada por reinar, por tener los reflectores, de actuar egoísta sería un resumen de describir al “hombre”, el ser humano a forzado avanzar más allá de sus posibilidades para decir; se está creciendo a pasos agigantados ante este siglo. Hacer una comparación de lo costoso que le ha resultado a la humanidad
“avanzar”- “rebasar” y adentrarse en una era de estupidez humana, es claro que el avance masivo y desmesurado del internet cumple su cabalidad.

Es preciso puntualizar que la tecnología no es mala, ni cualquier adelanto tecnológico, científico, medico, etc; por supuesto que es un gran paso histórico para la humanidad sobre todo ir avanzando para prosperidad del mundo.

La pregunta que debe plantearse el ser humano es; ¿La humanidad se ha venido preparando en conjunto para comportase a la altura de dichos avances?

La controversia hoy en día de “redes sociales”, ha convertido al individuo en un “ser reproductor de la mass-media”, sin la capacidad de analizar el contenido de cada mensaje que expone a través de cualquier medio social (redes sociales), se abrió una ventana sin restricción alguna de efecto colateral, donde solo basta crear un perfil o varios, con ello detonar una serie de información no controlada de efectos inmediatos, y existen con ello personas totalmente irresponsable de este vehículo conductor de desis-información, las redes sociales con un comportamiento de ventana de reflector continúa donde el individuo manifiesta su egocentrismo a plenitud.

Habrá que recapitular que el ser humano aun no aterrizaba el tema de la televisión y la enajenación en su programación y contenido burdo, y decidió  adentrarse a esta nueva era de “redes sociales” que ha promovido la “invasión de los imbéciles”, así lo afirma Eco.

No se puede frenar ningún avance, se debe crecer a la par de cualquier progreso, el problema de las redes sociales no es avanzar es usarlo de una manera correcta y evolutiva para el ser humano.  

Fuente: Jazmín Dìaz Zavaleta,

					
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s