Licitará el IMSS la remodelación y mantenimiento de quirófanos

En 10 años el número de quirófanos del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) aumentó, pero su productividad disminuyó de 3.8 a tres cirugías por día debido a su obsolescencia, pues muchos de ellos tienen una antigüedad de más de 30 años. A esto se suman las fallas en equipos y mobiliario que al no corregirse con prontitud, impiden la realización de los procedimientos.

Para revertir esta situación y en busca de nuevos ahorros, el organismo inició esta semana una licitación para la remodelación de las áreas, el arrendamiento de equipo y mobiliario de las 16 salas de cirugía de dos hospitales en la delegación sur de la Ciudad de México.

Es un proyecto piloto que, de funcionar, se extenderá a todos los hospitales de segundo y tercer niveles que tiene el instituto en el país, explicó David Palacios, director de administración.

En entrevista –a unos días de dejar el cargo, pues su lugar será ocupado por Patricio Caso Prado a partir del próximo 16 de junio por decisión del Consejo Técnico del IMSS–, Palacios comentó que, hasta ahora, el instituto ha comprado este tipo de bienes, lo que junto con la remodelación integral le ha representado inversiones por alrededor de 13 millones de pesos por cada quirófano. Es decir, unos 104 millones de pesos por ocho salas que, en promedio, existen en cada hospital.

Y se agregan los costos de mantenimiento, lo que incluye la compra de piezas que no siempre están disponibles en el mercado. Indicó que al año el instituto destina mil 500 millones de pesos a este rubro para la totalidad de sus instalaciones.

Por eso, y debido a que el instituto ha obtenido buenos resultados con esquemas de arrendamiento de ambulancias, vehículos oficiales y más recientemente en el ámbito de la atención médica, con las camas de terapia intensiva, se decidió llevar esta modalidad a los quirófanos.

El proyecto de la licitación PC-019GYR025-E184-2017 se publicó el pasado lunes y prevé la asignación de un contrato plurianual que tendrá vigencia del 5 julio de 2017 al 31 de diciembre de 2022.

Comprende los hospitales generales de zona número 32 y el general regional 2 (traumatología y ortopedia) ubicados en la zona sur de la ciudad de México.

Las empresas, que podrán participar solas o con propuestas conjuntas, tendrán la responsabilidad de hacer las remodelaciones que se requieran en los quirófanos, las instalaciones de aire acondicionado, equipamiento y todo lo necesario para su funcionamiento. Se encargarán de la capacitación del personal y de reparar o sustituir cualquiera de los bienes o instrumentos que hagan falta en un plazo máximo de 24 horas.

Además, el proveedor asumirá la obligación de actualizar los equipos con la finalidad de ofrecer la mayor calidad posible en el servicio a los derechohabientes.

Palacios comentó que desde los primeros meses de vigencia del contrato se analizarán los resultados, con el propósito de realizar concursos similares en el resto de las delegaciones y unidades médicas de alta especialidad del Seguro Social. Anticipó que en 2018 podrían firmarse contratos de arrendamiento en otros 50 nosocomios.

Fuente. La Jornada/Angeles Cruz Martínez
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s